domingo, 9 de marzo de 2014

La Digue, la joya de las Seychelles


A media hora en barco desde Praslin se llega a la isla de La Digue, la mejor conservada del grupo de islas interiores del archipiélago de las Islas Seychelles.

Sus inmensas rocas graníticas tan características, su exuberante vegetación y rodeada de unas fabulosas aguas turquesas convierten a La Digue en una de las islas más bonitas del mundo.
Source d´Argent en La Digue
Anse Source d´Argent, la playa más famosa de las Islas Seychelles

El desembarco en esta isla se produce a través  de su pintoresco puerto en La Passe,
donde encontramos algunas casas criollas y las pocas tiendas que hay en la isla, fuera de esta zona la isla permanece prácticamente inalterable, ya que son muy pocos los coches que encontramos en la isla y el medio habitual de transporte es la bicicleta o los carros tirados por bueyes.

Puerto de La Passe
Puerto de La Passe

Antes de la llegada de los turistas los habitantes de esta isla vivían de la producción de vainilla y copra, la pulpa seca del coco,  que crecían entre su profunda vegetación.

Vegetación en La Digue

También encontramos en esta isla gigantescas tortugas, alguna casa colonial e incluso molinos tirados por bueyes prensando la pulpa del coco, todo moviéndose a un ritmo diferente al que estamos acostumbrados.

Tortugas en La Digue
Cuidador alimentando a las tortugas gigantes de La Digue

Pero si algo llama la atención del visitante a La Digue son sus playas, en los apenas  10 km²  de esta isla encontramos espectaculares playas como Cocos, Patates, Grand Anse y , por supuesto,  la playa que destaca sobre todas y cuya imagen se asocia inconfundiblemente con las Islas Seychelles, Anse Source d´Argent.
Source d´Argent en La Digue
Source d´Argent

Source d´Argent en La Digue
Source d´Argent

No hay comentarios:

Publicar un comentario